laview y lavida en un tren

Encontré un tweet de arquitectura, algo que sucede diario. Es un feedmeraviglioso”, noticias a la orden del día de prácticamente cualquier parte del mundo. Y por si era un misterio, un buen porcentaje de las cosas aquí escritas, nacieron en el mínimo de un tweet.

Este en particular era una felicitación, hasta ahí nada interesante, de un workshop o taller. E investigué un poco más. Hablaba del Research Methods Workshop de la Manchester School of Architecture et al. Ese tweet habla de su edición número once (aparentemente) con el tema de Arquitectura Móviles (Mobile Architectures). Les soy sincero, la mitad de las veces que me acerco a este tipo de cosas lo hago con mucho entusiasmo y ganas de pasarme el día entero leyendo todas las publicaciones… pero la administración de tiempo es difícil de por sí. Animándome (y atreviéndome) entonces a leer un poco selecciono usualmente lo primero que me lleve a una reflexión.

Y aquí estamos… unas palabras que me hicieron divagar. Y como la autoría es una responsabilidad… aparte de haberles ya dado el origen, les adjunto los autores de la frase y el trabajo en derredor: Abdul Muaz Aiman bin Masri, Zeyu Che, Mohamad Danial Haziq bin Mohd Hamdan, Jianxuan Wang.

Aiman, M. M., Haziq, D. H., Che, Z., Wang, J. (2022). Mobile Inhabitation: The architectural associations of Sejima’s Train Design [Figura]. Recuperado de: https://rmw2022.show/workshop/mobile-architectures

It becomes a mobile landscraper inhabited by 422 human beings.”

Traducción: “Se vuelve un rasca-paisajes móvil habitado por 422 seres humanos”.  

Traducción inexacta, no se fíen, hagan mejor la suya, pues las palabras originales son aún más precisas y expresivas… especialmente con el particular término: “landscraper”. Lo que haremos, aunque sea breve, será demostrar la capacidad de una sola frase para representar virtualmente “todo” … ser un “origen” en sí mismo (como la de la película, tal cual).

El estudio, como lo demuestra el póster y el propósito del workshop, es acerca de una arquitectura móvil, la del tren y específicamente el proyecto “laview” de Kazujo Sejima et al (una vez más). La frase es una representación del proyecto, así tal cual. La cualidad de ser móvil la comprendemos, es un tren. “Landscraper” por otro lado, es un término difícil de comprender. Viendo las fotos del tren y contextualizando el texto, Sejima parece tener varios objetivos en específico que pueden compilarse en uno: el tren que admira el paisaje.

El diseño del tren tiene como protagonista esas ventanas largas y grandes… conectando un recorrido de Tokio con las montañas de Chihibu. El tren se diseña para operar en velocidades relativamente bajas (relativo a su primo de alta velocidad). Con esas tres características entendemos que Sejima hace el intento de convertir un medio de transporte en un símbolo de otras cosas… una oportunidad de conocer el territorio nipón, de admirarlo.

Ahí la palabra adquiere sentido.

La traducción de “land” es tierra, pero también puede representar el relieve o el paisaje, una connotación adecuada para este caso. La otra palabra “scraper” tiene una traducción inexacta: “raspador” … y me quedo igual, insatisfecho, pues creo que en realidad habla de,

  • uno, una crítica al medio de transporte como mero objeto pragmático (llevar al pasajero del punto A al punto B);
  • dos, la naturaleza creadora.

Este último valor es el acierto de esta crítica. Cuando reúnes ambas palabras, ese “rascador” se refiere a la capacidad de producir encuadres para admirar. Las gigantescas ventanas del tren inspiran a ser postales por donde pase. Véase el póster, una de las imágenes muestra a los pasajeros frente a la ventana. Mientras más baja este la ventana, más amplitud tiene la vista, y con ventanas tan bajas, poco falta para sentirse en un lugar completamente abierto. Compruébenlo si tienen la oportunidad. Es un tren que “rasca” paisajes para volverlos “postales”.

Les dejo con las mismas dudas que aún no logro confirmar, por menos, especialmente si esa “admiración” supera lo meramente visual y considera la multidimensionalidad de construir un tren: su eficiencia, el impacto sobre cada paisaje por el que cruza (y divide) o la verdadera experiencia que entrega. Las dejo a ustedes como a mí, para resolverlas… pues esto queda solo como un testimonio que comprueba la capacidad de una palabra para ser el origen de mil ideas.

Para más, encontré esta útil publicación en Design Boom: Kasuyo Sejima’s la view. Útil en tanto fotos, comentarios de Sejima y anotaciones de un premio que le otorgaron.

El Errante

1 comentario